Saltar al contenido
Parrilleras.online

Parrilleras a carbón pequeñas o portátiles

parrillera de bola abierta

Imagínate que estás en tu hogar y de repente te provoca comer algo diferente. Como un buen pollo, un trozo de carne o simplemente unas salchichas, pero todo a la parrilla. Aunque tu casa no sea muy grande, hoy en día gracias a las Parrilleras portátiles a carbón puedes disfrutar de un rico asado cuando te provoque. 

Gracias a los avances tecnológicos, ya no es necesario contar con un gran espacio para poder disfrutar de una rica parrilla o asado. Ya que podemos encontrar parrilleras pequeñas que funcionan a gas o electricidad. Así que no hay excusa para poder disfrutar una rica chuleta o una comida vegetariana en familia.  

¿Cómo surgieron las parrilleras portátiles? 

Hay muchas historias relacionadas con los inicios de las parrilleras pequeñas, pero una de las más conocidas cuenta que se originó en el siglo XVIII en un pequeño pueblo de Europa. Todo comenzó por un altercado entre un barón y un herrero que tenía que fabricarle unas rejas alrededor de su castillo. Al parecer, el herrero no supo calcular la cantidad de acero que iba a utilizar para cercar el castillo y sobro material. 

El barón se enfureció tanto por la cantidad de acero que sobró, que  decidió no pagar por el trabajo realizado. Como venganza el herrero decidió cocer carne y chorizo día y noche carne frente al castillo. El olor que penetraba en el castillo era irresistible, así que el barón decidió pagar por el trabajo y el remanente de acero. 

Gracias a este altercado se comenzó a utilizar la parrillera para asar ricas comidas. Esto también, nos ha permitido tener momentos agradables junto a familiares, amigos y compañeros de trabajo. La necesidad de diseñar las parrilleras pequeñas surge como una solución a poder disfrutar de ricos alimentos en espacios reducidos y de que sea un utensilio de fácil transportación. 

Tipos de Parrilleras Portatiles

Existen muchos tipos de parrilleras portatiles, como las de carbón o leña, estructurales, pequeñas, las de gas o eléctricas. Por suerte, existen muchos modelos que se pueden adaptar a ti, veamos algunos. 

Parrilleras pequeñas portátiles 

Si somos personas que nos gusta la aventura y comer bien, seria genial contar con una parrillera pequeña portátil, ya que se pueden ubicar en cualquier lugar y son fáciles de guardar. Son perfectas para trasladarlas a cualquier sitio, como por ejemplo: un parque, la montaña o la playa. En la mayoría de los casos funcionan con leña o carbón. Pero también existen las que trabajan a gas. Su versatilidad y practicidad la hacen perfectas para toda ocasión. 

Parrilleras pequeñas a gas 

Esta parrillera puede ser ubicada en cualquier lugar de la casa. Con esta maravilla no vas a necesitar leña, carbón o kerosene que es tan perjudicial para la salud y el ambiente. Y no debemos preocuparnos por el encendido. Con simplemente girar la parrilla y utilizar un encendedor ya podremos comenzar a preparar los alimentos.  

Otro punto que la hace tan excepciona, es que no debemos lidiar con los desechos que producen la leña o el carbón. Esto es muy ventajoso ya que es muy fácil de limpiar.   

Parrillas pequeñas eléctricas 

Si la parrilla a gas te parece fenomenal, déjame decirte que esta tampoco te va a decepcionar. Son muy fáciles de usar, no ocupan mucho espacio y se limpian con facilidad. Otra cosa que debemos tomar en cuenta es su seguridad ya que no produce fuego y la podemos utilizar dentro del hogar. ¡Qué maravilla! 

Ventajas y desventajas de las parrilleras pequeñas 

Aunque sabemos que la parrilla pequeña es excepcional debemos conocerla un poco más, así que veamos algunas ventajas y desventajas. 

Ventajas de las parrilleras pequeñas 

  • Son económicas. 
  • No necesitaremos mucho espacio para disfrutar de una parrilla. 
  • Si nos decidimos por una parrilla pequeña de gas o eléctrica, su funcionamiento y la limpieza es sencilla.  
  • Se pueden trasladar con facilidad. 
  • Los nutrientes de los alimentos no se pierden. 

 Desventajas de las parrilleras pequeñas 

  • Si lo que deseamos es compartir con muchos familiares o amigos, necesitaremos una más grande. 
  • Si nos decidimos por la parrilla pequeña de leña o carbón, tendremos más que limpiar. 
  • En caso de la parrilla eléctrica. Una de sus desventajas dependerá del país donde viva ya que en algunos países los costos del servicio eléctrico son altos. Y en otra falla el servicio. 

Los mejores modelos de parrilleras pequeñas 

Existen varios modelos de parrilleras pequeñas, te presentamos algunos de ellos. 

Cuisinart GR-150P1 GR-150 

Excelente parrilla pequeña eléctrica, fácil de guardar y de limpiar. No debemos preocuparnos por la cantidad de humo que genera, ya que es muy poco. Con ella podemos cocinar dentro de la casa. 

Otras características: 

  • Seis opciones de cocción. 
  • Rejilla extraíble. 
  • Control de temperatura de doble zona. 
  • Bandeja de goteo integrada. 

Parrillera de gas Blackstone 

parrillera portatil

Al igual, que la parrilla eléctrica se puede ubicar en cualquier lugar de la casa y se  limpia en cuestión de minutos. No genera residuos por el carbón o la leña. Y el encendido es muy sencillo. También la podemos trasladar al cualquier lugar como por ejemplo la playa o la montaña. 

Otras características 

  • Cuenta con un estante inferior.   
  • Posee un estante lateral donde puede ubicar una tabla de cortar desmontable. 
  • Tiene cuatro quemadores.  

Parrillera Weber 14401001 

parrillera portatil negra

Este modelo es muy parecido a las primeras parrillas. Esta funciona con carbón o leña, es más económica que la parrilla pequeña de gas o eléctrica. Pero al igual que las otras también se puede ubicar en espacios pequeños.  

Otras características 

  • Tazón y tapa esmaltados en porcelana 
  • Parrilla con bisagras de acero galvanizado 
  • Regulador de flama  

Disfrute las bondades que tener una parrilla pequeña le ofrece 

Ya no debemos preocuparnos por el espacio para realizar una parrilla. Podemos compartir en cualquier momento con familiares y amigos de una comida especial. Eso sin duda no tiene precio. Así que no lo piense más y disfrute de las bondades de una parrilla pequeña.